Este sistema se torna confuso y con una burocrácia muy sombría.

Resultado de imagen para no entiendo frase

Cuando el trabajo y la honestidad no tienen espacio en la «legalidad burocrática» es tiempo de Pedir se restablezca en la sociedad la valoración al trabajo y al hombre honesto, en su justa y real dimensión. Es lo que hizo grande en su momento nuestra nación.

SANTO DOMINGO.-Luis Fernando Paredes, uno de los cinco hijos del teniente que se suicidó el domingo, aparentemente frustrado por no haber sido ascendido pese a tener 7 años con el mismo rango, reaccionó indignado por el trato -que según dijo- le dio la institución a su padre, a quien definió como un oficial honesto.

“Mi papá fue chofer de Jacinto Peynado, mi papá debió ser coronel en este tiempo. Duró 15 años como chofer de un general”, expresó entre llanto Paredes, quien convivía con el oficial Bernardo Alberto Paredes, de 53 años de edad, y 27 como Policía.

Dijo que su padre estaba haciendo trámites para la pensión, “pero le dieron pila de cotorra, le dijeron que lo iban a subir de rango, que estuviera tranquilo”.

“El estaba frustrado con eso, siete años esperando que lo ascendieran, y es cada cuatro años que ascienden, y mi papá con 50 y pico de años y era un jodio teniente pelao, entregándole toda su vida a esa mierda. Si hubiera sido un ladrón hubiera sido hasta coronel, cuántos no hay por ahí que son coroneles y se buscan su pila de cuartos, que uno lo conoce”, dijo Paredes.

Bernardo Alberto Paredes, utilizó su arma de reglamento para quitarse la vida. Sus restos fueron sepultados esta mañana en el cementerio Cristo Salvador, de Santo Domingo Este.

Andrés Confesor Díaz, hermano de la víctima, dijo a los investigadores que Paredes le había confesado que se encontraba triste porque no había sido promovido de rango, ya que tenía siete años como teniente de la Policía.

Hermano narra los hechos

El hermano de la víctima, Andrés Confesor Díaz,  narró que éste le había dicho que se sentía muy triste por no ser ascendido de rango, mientras jugaban al dominó

Continuó diciendo que luego de dicha conversación, Bernardo penetró a la residencia para vestirse con su uniforme y luego se escucharon dos detonaciones por lo que cuando fue lo encontró  tendido en el suelo del segundo piso con el arma en su mano

Alberto Paredes tenía siete años como teniente y no recibió ninguna subida de rango el pasado viernes  unos  6,903 miembros de la Policía Nacional, entre ellos oficiales superiores, oficiales subalternos y alistados, fueron elevados de  categoría.

Reflexión

«El trabajo honrado y los hombres honestos dignifican las naciones»

Fuentes

EL Día

Hoy Digital


BANDERA ESTAMOS TRABAJANDO PARA TI