Procuraduría General de la República

Julián Esteban Suriel Suazo era parte del entramado societario desarticulado en la Operación Anti Pulpo

SANTO DOMINGO (República Dominicana). – Julián Estaban Suriel Suazo, apresado por el Ministerio Público como parte de la Operación Anti Pulpo, prestó su nombre para servir de testaferro a Juan Alexis Medina Sánchez y la red de corrupción que aprovechó su conexión con el poder político para estafar a los contribuyentes mediante la sustracción de fondos del Estado.

Al exponer ante el juez de la instrucción, el fiscal Yoneivy González resaltó que Suriel Suazo accionó para destruir pruebas. Además, que, pese a que el mayor salario que recibió hasta 2018 era de 18,000 pesos, exhibe una cantidad de bienes que incluyen nueve apartamentos y acciones en varias empresas de la red de Medina Sánchez.

El Ministerio Público destacó que a Suriel Suazo se le ocupó una caja con 136 proyectiles para fusiles, un fusil calibre 5.56 milímetros, una pistola Glock, una pistola Sig Sauer, tres cajas de seguridad, así como 917,600 dólares y 8.5 millones de pesos.

Por estas acciones y el nivel de responsabilidad que tenía en las operaciones dirigidas por Medina Sánchez, el Ministerio Público solicitó prisión preventiva para Suriel Suazo.

El imputado aseguró en su defensa que las armas ocupadas eran del oficial Braulio Caraballo, asignado a su seguridad personal cuando él (Suriel Suazo) se desempeñó como director operativo de la campaña presidencial de Gonzalo Castillo, mientras el político realizaba proselitismo como candidato presidencial del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

La procuradora adjunta Yeni Berenice Reynoso llamó la atención del tribunal en un momento en el que el encartado empezó a dar manotazos en el podio. También reclamó por lo que calificó irrespeto de los abogados de la defensa al mantener un murmullo en la audiencia que asemejaba a un “gallinero”.

La magistrada quiso que Suriel Suazo respondiera algunas preguntas, pero la defensa técnica se opuso.

De acuerdo con la acusación, el imputado era parte de la empresa Fuel American Inc. Dominicana SRL, beneficiada con 220.7 millones por contratos con la Policía Nacional.

La compañía, constituida el 18 de julio de 2013, con domicilio social en la avenida Abraham Lincoln, Torre Sonora, Suite 403, del Distrito Nacional, tenía como socios fundadores a Juan Alexis Medina Sánchez, César Ezequiel Feliz Cordero y José Dolores Santana Carmona.

Luego, el 25 de marzo de 2015, las acciones fueron cedidas al coimputado Suriel Suazo e hizo el cambio de su domicilio social a la avenida 27 de Febrero, número 328, al Edificio RS, sector Bella Vista.

Reynoso resaltó las contradicciones de la defensa de Suriel Suazo y adelantó que en el allanamiento al imputado se ocuparon tres armas de manera ilegal.

Procuraduría General de la República

BANDERA