Fallecimientos por Bebidas adulteradas continúan. Solicitan de autoridades acciones URGENTES

Ocho fallecimientos en menos de 24 horas por metanol, en barrio Duarte de Invivienda

La bebida alcohólica “Pite Alen” que ofertaban los colmados El Ataque y Elianny eran consideradas originales porque no hacían daño a nadie, pero en las últimas 24 horas cargaron con las vidas de ocho personas en Cancino I y El Duarte, de Santo Domingo Este. Julio César Montilla y Rafael Castro se juntaron con otros amigos en el Elianny, pero tras el consumo de varias tercias, empezaron a sentirse mal y fue necesario llamar al 911, pero fallecieron en el hospital.

Rafael quien murió el sábado a las 11:50 de la noche. Por consumir la bebida en los mismos colmados, el sábado pereció también el nombrado Luis Ney, quien fue encontrado muerto en la residencia donde vivía.Entre otros fallecidos se encuentran los apodados Radhamés, Adoni, El Flaco, King kong y Rey, los cuales compartieron la bebida en esos dos colmados.Las autoridades clausuraron ambos comercios y se llevaron a sus propietarios presos. Según la versión compartida por los vecinos del lugar, en los colmados de la zona tienen la bebida envasada en galones y la venden a sus clientes detallada en botellitas de a tercia que tiene el precio de cincuenta pesos.

Santo Domingo.-Tristeza, y llanto embargan a los familiares de los siete fallecidos este fin de semana por la ingesta de bebidas alcohólicas adulteradas que comercializan en negocios ubicadas en el sector Juan Pablo Duarte, de Santo Domingo Este.

Los parientes de dos de las siete víctimas fatales por ingerir dicha bebida pidieron a las autoridades indagar y estar vigilantes a esa venta ilegal.

Anoche estaban a la espera de que el Instituto Nacional de Ciencias Forense (Inacif) les entregara los cuerpos de sus familiares.

La progenitora de Rafael Bartolomé, Lidia Bartolomé, dijo que su hijo siempre se reunía con sus amigos a beber, pero el vier nes en la noche al llegar a la casa, se acostó, y en horas de la madrugada empezó a sentir un dolor y a desesperarse.

“Yo sufrí muchísimo, él empezó a sentirse mal, se levantó de la cama, salió huyendo al patio, desesperado, a echarse agua, diciendo, ¡qué calor tengo!, y se me murió mi muchacho”, narró la señora Lidia tras manifestar que de los 14 hijos, era quien vivía con ella, y ayer todavía no había visto su cadáver.

“¿Por qué duran tanto para entregarlo?”, cuestionó la señora con lágrimas en sus ojos. Dijo que los amigos que estaban con él también murieron, y uno esta grave. “Dios mío, nunca había visto un caso así”, dijo Lidia y reclamó a las autoridades investigar el caso para que no sigan muriendo más personas.

Josefina Montilla, hermana de Julio César Montilla, otra víctima, narró que su hermano se despertó a las 7:00 de la mañana del sábado con un fuerte dolor y pidió a su madre que la llamara. Y su progenitora de inmediato la llamó.

Esta llega a la casa, pero su hermano estaba botando espuma por la boca y luego murió.

“Esto no es fácil, esto es terrible”, dijo Josefina al expresar que “hay que parar esto”, para que no sigan muriendo más personas, porque si saben que no se puede consumir porque está matando personas ¿por qué lo venden? Josefina pidió justicia por su pariente, tras calificarlo como una persona buena y que todos los querían.

“Debemos seguir hacia adelante para que no haya un muerto más”. Familiares de las víctimas piden justicia.

Clausura
Salud Pública, junto a otras autoridades, cerró dos negocios donde se comercializaban de manera irregular las bebidas alcohólicas adulteradas y sus propietarios fueron detenidos.
El propietario del colmado “Yaneiri”, conocido como Rafa, está detenido y de el “El Tanque”, identificado como “La Culebra”.

Quejas

El pariente de Rafael Bartolomé, Tomás de Jesús Estévez García, se quejó que el identificado como “La Culebra”, a quien señalan como vendedor de las bebidas adulteradas, está en libertad porque presuntamente acostumbra a dar dinero a los policías.

Con las muerte de estas siete personas por consumo de alcohol adulterado se eleva a 90 el número de fallecidos en las últimas semanas y otras 117 afectadas que han logrado sobrevivir.

Otros negocios

El Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor), cerró 13 negocios en distintas partes del país por vender bebidas alcohólicas que se consideran adulteradas, las cuales fueron sometidas a análisis de laboratorio y por operar en condiciones inadecuadas que ponen en riesgos la salud de los consumidores.


Fuentes El Día – Listin Diario

BANDERA